Prepara tu entrevista de trabajo

jobline-blog (7)
0

La práctica hace al maestro y es más, con la práctica logras la perfección, así que nada mejor que practicar la entrevista de trabajo varias veces antes de presentarla. De esta forma, el día de la entrevista tendrás más confianza y te sentirás más tranquilo y seguro, la práctica de una entrevista la puedes hacer con ayuda de una persona de confianza, un amigo o alguien que conozca sobre el tema de forma tal, que pueda corregirte y orientarte sobre cómo hacerla mejor.

Es recomendable que grabes las prácticas, así podrás verte tú mismo y mejorar en las debilidades que notes. Así mismo, es bueno practicar frente a un espejo, para que puedas revisar tu lenguaje corporal y expresiones.

Por ello, para una buena práctica previa a la entrevista de trabajo te presentamos un caso práctico compuesto por diferentes preguntas que debes responder y que te ayudarán a tener una idea de las preguntas más comunes en una entrevista, para que logres responder con naturalidad y confianza.

Preguntas del ámbito profesional

Una entrevista de trabajo empieza siempre de manera formal, por lo que las primeras preguntas se tratan del tema profesional, posteriormente la entrevista suele ser más amena y si el entrevistador se interesa por tu perfil, suele incluso hacer preguntas más personales. Pero iniciando, las preguntas suelen ser las siguientes:

  • ¿Cuál es su profesión?
  • ¿En qué Universidad se graduó o en donde se ha formado?
  • ¿En qué empresas o lugares ha trabajado?
  • ¿Cuáles eran sus funciones y responsabilidades?
  • ¿Qué opina de sus jefes anteriores?
  • ¿Por qué salió de su anterior empleo?
  • ¿Por qué quiere cambiar de empleo?
  • ¿Qué le ha gustado de sus anteriores trabajos?
  • ¿Cuáles son sus expectativas de ingresos?
  • ¿Qué objetivos profesionales persigue?
  • ¿Piensa seguir estudiando?

Estas preguntas están fijadas para que el entrevistador conozca mejor el ámbito profesional del postulante. Las respuestas de las mismas deben ser concretas y breves, pero siempre con palabras positivas y optimistas.

Cuándo te pregunten por tu relación con los jefes y trabajos anteriores, nunca hables mal de ellos, pues dejas mucho que pensar. Siempre exprésate con mucho respeto sin términos despectivos, enfocándote en todos los aspectos positivos, en las buenas experiencias y en todo lo que aprendiste en cada lugar.

En cuanto a las expectativas económicas, nunca debes tratar ese tema por tu cuenta, es decir, nunca debes proponer el tema, ya que, el entrevistador notará que tu interés es solamente económico y si bien, cuando se opta a un trabajo hay un interés económico de por medio, nunca debes hacerlo notar. Así que, si te proponen este tema relacionado con la expectativa de los ingresos, puedes decir que prefieres esperar la oferta de trabajo para conocer la conveniencia de la misma, sin apresurarte a dar una respuesta concreta.

Preguntas sobre la empresa que entrevista

Es importante que antes de toda entrevista de trabajo realices una investigación previa. Debes conocer muy bien el lugar en donde vas a trabajar y el puesto o vacante laboral por la cual vas a optar. Esto es fundamental para que demuestres interés sobre el cargo, pero más aún, que demuestres desde un inicio que te gusta tener sentido de pertenencia cuando laboras en un lugar determinado.

Las preguntas más comunes sobre este ámbito son:

  • ¿Por qué opta por este trabajo?
  • ¿Prefiere trabajar individualmente o en grupo? ¿Por qué?
  • ¿Es Usted una persona con un grado alto de compromiso laboral?
  • ¿Qué espera de esta empresa?
  • ¿Qué le gusta de esta empresa?
  • ¿Qué otro espacio de trabajo le gusta en la empresa?
  • ¿Conoce los objetivos principales de la empresa?
  • ¿Por qué le gustaría pertenecer a esta institución?
  • ¿Qué le puede aportar a la empresa?

Para responder estas interrogantes es necesario que conozcas sobre la empresa, en este punto puedes hablar previamente con personas que laboren allí. Como también, se sugiere ingresar en el portal de internet de la empresa y conocer sus objetivos, misión, visión y demás aspectos que te permitan responder correctamente a estas preguntas.

Así mismo, es conveniente que revises la estructura organizativa de la empresa, que conozcas todos los departamentos con los que cuentas, así podrás mostrar interés por otros perfiles o por otras áreas. La idea, es que el entrevistador note que te has interesado por la empresa, no solo por trabajar allí y por los beneficios que puedes obtener, sino por todo lo que también le puedes aportar.

Preguntas sobre el ámbito personal en una entrevista de trabajo

Después de preguntar sobre el ámbito profesional y empresarial, siguen comúnmente las preguntas personales. Es aquí incluso cuando pueden aparecer preguntas incómodas, indiscretas y que pueden sobrepasar el ámbito personal del entrevistado. Estas pueden ser:

  • ¿Cómo se define Usted mismo?
  • ¿Qué hace en su tiempo libre?
  • ¿Es casado/a?
  • ¿Padece alguna enfermedad?
  • ¿Tiene pareja?
  • ¿Cuál es su religión?
  • ¿Cuál es su orientación sexual?
  • ¿Cuáles son sus debilidades?
  • ¿Cuál es su ideología política?

Sobre estas preguntas debes tener especial cuidado, pues si las mismas son pertinentes para el puesto de trabajo que optas, lo mejor es que respondas con sinceridad. Mientras que si consideras que son preguntas fuera de lugar y que no tienen nada que ver con el cargo para el cual te postulas, es mejor no responderlas y de forma elegante y respetuosa evadirlas.

En el caso de las preguntas sobre tus debilidades, nunca respondas que no tienes debilidades, todas las personas tienen sus puntos débiles. Solo que debes enfocarte en cómo trabajas para que esas debilidades no te afecten y por el contrario se conviertan en fortalezas.

Ahora bien, si las preguntas te denigran como persona y son ofensivas, simplemente opta por dejar la entrevista hasta allí y muy respetuosamente mostrar disgusto y desagrado. Despídete con amabilidad y marcharte, pues no vale la pena trabajar y perder tu tiempo con personas poco éticas y profesionales.

Sin embargo, es bueno que conozcas estas preguntas para que no te tomen por sorpresa y consideres las posibles respuestas que puedes ofrecer según mejor te convenga.

Realiza este ejercicio práctico respondiendo estas preguntas comunes en una entrevista de trabajo, verás como el día que llegues a la entrevista real todo será más fácil, pues ya tienes todos los posibles escenarios preparados.

Blogs relacionados

Dejanos un comentario